EL PRIMER DÍA QUE CORRÍ: SAN SILVESTRE 2005

Lo que voy a contar hoy poca gente lo sabe porque yo mismo me enteré hace poco, pero tengo la suerte de que circula por internet un video del primer día de mi vida en que corrí. ¿Y eso por qué? Pues muy fácil, porque me estrené directamente en una carrera. Más concretamente, era el 31 de diciembre de 2005. Ya os podeis imaginar el motivo...

XXVIII San Silvestre de Barbastro. Sí señor. Hace 9 años, cuando según mi DNI yo tenía 17 primaveras, me apunté a una cosa cosa que se hacía en Nochevieja y que tenía nombre de santo.Voy a escribir la historia porque me gusta recordarla y echar la vista atrás hacia mis "años mozos"...


Viernes 30 de diciembre de 2005. Como muchos viernes noche por aquel entonces, estaba yo sentado frente al ordenador conectado al Messenger, "hablando" de cosas intrascendentes con mis colegas de clase. ¿Messenger? Sí, Messenger. Ese programa que ahora nadie recuerda pero que no hace tanto tiempo todos los adolescentes utilizábamos para comunicarnos y ligar (el que sabía, podía o le dejaban).

No sé de qué estaríamos hablando pero alguien sacó el tema de una carrera de 4 kilómetros y pico que se hacía en Barbastro al día siguiente por la tarde. Se empezó a calentar la cosa y terminamos diciendo que la íbamos a correr TODOS (todos lo pongo en mayúsculas porque en principio éramos todos). Nadie de nosotros hasta entonces había sentido curiosidad por correr y no sabíamos en cuánto tiempo se hacía esa distancia. El caso es que, si la carrera empezaba a las seis, quedamos "en la esquina del Cortés" a las cinco, ya cambiados para correr...

Sábado 31 de diciembre de 2005. Cinco de la tarde. Allí estábamos todos los de la noche de antes, pero con ropa deportiva únicamente Jorge y yo. "Cabroneeeeees!! Dijimos que todos". Nuestros amigos nos la habían jugado y estábamos solos ante el peligro. Aun así, sin haber corrido nunca antes un kilómetro del tirón, decidimos intentarlo como dos campeones para callarles la bocaza ;)

Como en aquellos años el running todavía se llamaba correr, los que corrían eran más "bichos raros" que heroicos atletas, internet no llegaba a todas las casas y tampoco hacía falta ni chip ni medias de compresión para participar....la inscripción era presencial y te podías apuntar sin ningún problema hasta media hora antes. Llegabas al Coso con tus 5 euros, le decías al señor Marcén tu nombre y fín de la gestión. Ya estabas inscrito a la San Silvestre. Vamos, igualito que ahora.

De la carrera solo recuerdo que se me hizo jodidamente larga y que fuimos todo el rato Jorge y yo juntos administrando el aire para dar el siguiente paso. El suelo estaba mojado, había poca gente animando, menos gente todavía corriendo y nuestros amigos se reían cada vez que pasábamos al lado suyo con la lengua fuera. Un escenario bastante desolador. Aun así, conseguimos terminar las tres vueltas del circuito como dos generales! De los últimos y con las constantes vitales rozando su límite crítico...pero como dos generales. Lo cierto es que me gustaría ver la clasificación para saber quién había y en qué tiempo terminamos. Seguro que caerían unas buenas risas...

Como ya he dicho, de todo esto hay un par de videos en Youtube por cortesía de Canal25 TV. Jorge y yo aparecemos en el primero a los 09min02seg y al final entrando a meta a los 17min50seg dándonos la manita. Una meta colocada al lado del ya extinto kiosko de chuches de Cecilio. Yo soy ese chaval flacucho, imberbe y descordinado que corre al lado del gigante que lleva una camiseta del campus de basket de Salardú. Vale la pena ver los videos con tranquilidad porque aparecen ya muchos corredores míticos que ahora siguen dando guerra con unos añitos de más. 



De esto hace casi una década. Le debí coger gustillo porque menos de un año después, en noviembre de 2006, hice mi primera media maratón en Zaragoza y desde entonces ya no he parado. Ahora corro un poco más rápido y entreno para maratones, medias maratones y por supuesto...San Silvestres. Desde aquel 31 de diciembre de 2005, creo que sólo me he perdido una edición

Jorge ya no siguió corriendo pero para él las cosas han cambiado mucho más. Por aquel entonces estudiaba en mi clase de segundo de bachillerato y se estaba planteando marchar a Estados Unidos para cumplir su sueño de niño. Ahora es piloto comercial de aviones, vive en Santiago de Chile, se casó en Florida con una chica encantadora de Puerto Rico y juntos esperan su primer hijo. Casi nada con el colega...

En cuanto a la San Silvestre, solo hay que comparar estos videos con los de la última edición porque parecen eventos distintos. Hoy en día lo de correr ya no es una actividad de bichos raros, la gente se disfraza y corre con un GPS colgado de la muñeca, hace fotos y videos para subirlos luego al Facebook, las inscripciones se hacen por internet y se agotan varios días antes, vestimos con "ropa técnica" y nos ponemos un chip en la zapatilla para controlar los tiempos, participan cuadrillas enteras de amigos, etc, etc, etc

En fín, casi mejor voy a terminar ya porque me estoy poniendo melancólico y con 25 años me parezco al Abuelo Cebolleta contando sus batallitas de la mili. Las comparaciones siempre son odiosas, pero creo que en este caso vale la pena echar la vista atrás para ver cómo han cambiado las cosas en estos últimos años. Por supuesto, a mejor...

Saludos barbastrenses!


Comentarios